Vida de san Vicente de Paúl: Libro Segundo, Prefacio

Francisco Javier Fernández ChentoEscritos de Luis Abelly, Vicente de PaúlLeave a Comment

CRÉDITOS
Autor: Luis Abelly · Traductor: Martín Abaitua, C.M.. · Año publicación original: 1664.
Tiempo de lectura estimado:

Aunque en el libro primero hemos hablado de las grandes obras en las que se ha manifestado el celo y la virtud del Sr. Vicente, a veces sólo lo hemos podido hacer muy sucintamente para no interrumpir, con digresiones demasiado frecuentes y demasiado extensas, el relato de la vida de este santo varón. Por eso hemos juzgado necesario presentar una narración más amplia y una reseña más pormenorizada en este Libro segundo, para que el Lector no quede privado del consuelo y de la utilidad espiritual que podía sacar de su lectura. Por ella se verá impulsado a admirar la forma de actuar de la sabiduría de Dios en la santificación y la salvación de grandísimo número de almas, y a agradecer a su Bondad por la abundante efusión de gracias que quiso hacer en este siglo por el ministerio de su fiel siervo, y, finalmente, a sacar diversos temas de edificación y también de imitación en las ocasiones que se puedan presentar al llevar a cavo obras parecidas. El camino de los santos, según el testimonio de la Escritura, crece como la luz hasta el día perfecto, que ilumina a los que quieren seguirla; está perfumada con la fragancia de Jesucristo, difundida por su virtud, que consuela y fortalece a los que andan sobre los pasos de ellos. Y es alabar perfectamente a Dios, como El quiere serlo en sus santos, evocar con el recuerdo de El los hermosos actos de la vida de los santos, estudiar sus virtudes, entrar en los sentimientos de su piedad, imitar los ejemplos que nos han dejado, continuar las obras empezadas por ellos, y esforzarse, en unión de una perfecta caridad, por rendir a Dios sobre la tierra la misma gloria que le rinden y rendirán eternamente en el cielo.

Ciertamente este libro segundo podrá parecer un poco más extenso, y a los que aman la brevedad no les gustará, para empezar, su extensión y la largura de algunos capítulos. Pero si quieren considerar un poco la clase de temas que aquí se tratan y el fin propuesto al escribirlo, sabrán dispensarnos por haber obrado de esta manera.

Tratamos de dar a conocer más al detalle las grandes obras hechas por Dios por medio del Sr. Vicente, los motivos que Dios le inspiró para ejecutarlas, los medios de los que se sirvió para acabarlas, y los grandes frutos conseguidos, tanto para invitar al lector a dar gracias y glorificar a Dios, como para presentarle diversas posibilidades de hacer algo parecido en las coyunturas que pudieran presentársele, cuando se trate de prestar los mismos servicios a Dios, y los mismos favores al prójimo. Pues bieseguramente, eso no se podía hacer sino desarrollando los detalles y particularidades que hemos juzgado dignos de ser destacados. De ahí podrán extraer indudablemente mucha más luz que si las cosas sólo estuvieran relatadas de modo general.

Sin embargo, si alguno no dispusiera de tiempo, o no quisiera tomarse la pena de leer lo que se encuentra en este Libro segundo, y sólo quiere ver la historia escueta de la vida y de las virtudes del Sr. Vicente, le bastará con leer los Libros primero y tercero para quedar totalmente satisfecho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *